St Joseph and St Mary Parishes in Freeport, IL

What's new for St Joseph and St Mary Parishes!

Domingo XXX tiempo ordinario ciclo A 2017

Leave a comment

“Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma, con todo tu ser”, porque lo primero para cualquier persona religiosa es amar a Dios. El segundo mandamiento, le dice, es semejante a él: “amarás al prójimo como a ti mismo”. Para concluir: estos dos mandamientos sostienen la Ley entera y los profetas, es decir, todo el Antiguo Testamento. Como podemos ver, Jesús no dice nada que el fariseo no supiera; lo original de Jesús es unir estos dos mandamientos en uno solo, haciéndolos base y fundamento de toda la religión. Todas las religiones que tengan su base en la Biblia deben, por tanto, tener esto muy claro: donde no hay amor, no hay religión verdadera. Amor a Dios, amor a uno mismo, que se da por supuesto, y amor al prójimo como a uno mismo. La pregunta que cada uno de nosotros debemos hacernos ahora es esta: ¿todo lo que yo hago, pienso y deseo, está basado en el amor a Dios y en el amor al prójimo como me amo a mí mismo? Quizá, a nivel práctico, lo más difícil es concretar cómo debo amarme a mí mismo, para poder decir que amo a Dios y vivo en comunión con Cristo. Y para esto lo mejor es recordar también las palabras del mismo Cristo, a sus discípulos: “os doy un mandamiento nuevo: que os améis unos a otros como yo os he amado”. Este es, pues, el mandamiento nuevo: amarnos unos a otros como Cristo nos ha amado. Cuanto más se parezca nuestro amor al amor de Cristo, tanto más seguros estaremos de vivir en comunión con él, de estar practicando una religión verdadera.

Si aspiramos a ser perfectos como nuestro Padre celestial es perfecto debemos, antes que nada, ser compasivos con las personas más pobres y necesitadas. La persona que está sana y con un buen nivel económico y social debe saber mirar con compasión, es decir, activa y misericordiosamente, a las personas que no pueden defenderse por sí mismas. Esto no quiere decir que seamos ingenuos y bobalicones, y que nos dejemos engañar por cualquiera que, fingidamente, nos pide limosna. Debemos saber, en cuanto nos sea posible, a quién y cómo podemos y debemos ayudar, pero sin olvidar nunca que hay muchas personas en nuestra sociedad que sí necesitan de verdad nuestra ayuda y compasión. El que quiere y puede ayudar siempre tendrá posibilidades reales de hacerlo, porque, desgraciadamente, nuestro mundo es injusto y la desigualdad social es un hecho real y sangrante. Seamos compasivos como nuestro Dios es compasivo.

Esto es lo que dice san Pablo a la primera comunidad cristiana de Tesalónica y esto mismo podría decirnos ahora a nosotros. Porque también nuestra sociedad nos propone cada día ídolos a los que servir: el dinero, la fama, el poder, el placer material… etc. Pero, como venimos diciendo, lo importante para un cristiano es cumplir el mandamiento nuevo de Cristo, que consiste en amar a Dios y al prójimo y no servir a los ídolos que les propone el mundo. Sabemos que Cristo sólo buscó el Reino de Dios y la voluntad de su Padre. Examinemos nuestro proceder de cada día y veamos con sinceridad si también nosotros servimos en verdad a Dios, o servimos a alguno o a varios de los ídolos reinantes en nuestra sociedad actual. Por Gabriel González del Estal. Betania. Es.
P. Diego Ospina

Author: stjosephstmary

We are two Catholic Churches close to downtown Freeport, IL. Our communities are over 150 years old and have been dedicated to our lord Jesus Christ since our inception. We believe in God the Father almighty, creator of heaven and earth, and in Jesus Christ, His only Son, our Lord, who was concieved by the Holy Spirit, born of ythe Virgin Mary, suffered under Pontius Pilot, was crucified, died and was buried; he descended into hell; on the third day he rose again from the dead; he ascended into heaven, and is seated at the right hand of God the father almighty; from there he will come to judge the living and the dead. I believe in the Holy Spirit, the holy catholic church, the communion of saints, the forgiveness of sins, the resurrection of the body, and life everlasting. Amen.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s